Los inicios del Club Voleibol San Roque datan desde 1970  en  el  Colegio  Nacional  San  Roque  del  barrio de Las Palmas de Gran Canaria que era un centro multideportivo de voleibol, balonmano, campo a través, atletismo, gimnasia deportiva, lucha canaria, etc.



En la década de los años 1970 a 1979 y desde los inicios el Voleibol era el deporte más practicado y se realiza una labor socio-deportiva-saludable, formando e inculcando a los alumnos en los valores que el deporte nos ofrece: respeto, actitud, ilusión, constancia, esfuerzo, superación,  control,  integración,  aceptación  de  las reglas,  deportividad   y   por   encima   de   todo el trabajo en equipo, eran las consignas diarias para recoger los resultados de las ligas insulares que se iban superando año tras año.

 

En 1981 el club asciende a la categoría de plata del voleibol nacional (Segunda División), llegando a clasificarse para la fase de ascenso a la División de Honor en 1991 (Máxima categoría del voleibol nacional), obteniendo una quinta posición.

 

En la década de los años 90, el club se enfoca en cimentar las bases para su futuro mediante el trabajo con las categorías de formación, participando en sus primeros Campeonatos de España en edades escolares.

Desde el año 2000 hasta la actualidad, el club cuenta con más de 30 medallas en Campeonatos de Canarias en las categorías inferiores, y tres terceros puestos en Campeonatos de España.

 

La temporada 2017/2018, el club consigue ser Campeones de la Fase de Ascenso a la Primera División Nacional, categoría a la cual volvemos después de tres décadas. La temporada pasada 2018/2019 en Primera División Nacional logramos un tercer puesto, a un punto de la fase de ascenso a Superliga 2.

 

Gracias al esfuerzo realizado por todas las personas que han pasado por la entidad, han hecho posible que el club sea un referente Nacional en estas últimas 2 décadas, donde se han formado jugadores como: Daniel Ruiz, Gerard Osorio, Miki Fonés (Internacionales con la selección española absoluta), Kevin Medina (3º del mundo en voley playa) y Víctor Cabrera (subcampeón del mundo de voleibol sub 19).

 

En cuanto al futuro, nuestros objetivos se basan en continuar formando a jugadores tanto en el ámbito personal como en el deportivo, inculcándoles los valores positivos del deporte y motivándolos para que tengan ilusión por logar los objetivos que se propongan en todos los aspectos de la vida.